¡ OH SEÑOR !




¡ OH SEÑOR !

Señor Crucificado y resucitado;
enséñanos a afrontar
los hechos de la vida cotidiana,
a fin de que podamos vivir,
dentro de una más grande plenitud.

Tú acogiste humilde y pacientemente
los fracasos de tu vida
que te llevaron hasta los sufrimientos
de tu crucificción;
ayúdanos a vivir las penas y las luchas
que nos tráe cada día
como ocasión para crecer
y para asemejarnos más a tí

Haznos capaces de mirar esas pruebas
con valentía y mansedumbre,
llenos de confianza, porque tú nos sostienes;
permítenos comprender
que no llegaremos a la plenitud de la vida,
si no morimos sin cesar a nosotros mismos
a nuestros deseos egoístas;
porque solamente si morimos contigo
podremos resucitar contigo.

¡ Que nada de ahora en adelante,
nos haga sufrir o llorar
al grado de olvidad la alegría
de tu Resurrección !

Tú eres el sol que resplandece del Padre;
tú eres la esperanza de la eterna felicidad;
tú eres el fuego del amor
que incendia nuestros corazones.

Que la alegría de Jesús sea nuestra fuerza,
que sea entre nosotros lazo de paz,
de unidad y de amor.
Amén.
(Madre Teresa de Calcuta)

Descargar Libro gratis.
¡ OH SEÑOR !

1 comentario:

  1. Ufffffffff, como me gustaría de verdad tener esa fe en Jesús bonita entrada muy espiritual.

    Un gran saludo que tengas un lindo domingo.

    ResponderEliminar